This store requires javascript to be enabled for some features to work correctly.

¿Pan artesanal o pan industrializado?

¿Pan artesanal o pan industrializado?

La historia sobre el pan se remonta al antiguo Egipto y Babilonia. Incluso hoy en día en el país de las pirámides, existen más de quince palabras para hablar sobre los diferentes tipos de pan, según la variedad de la harina utilizada, el grado de cocción e incluso los ingredientes añadidos. Según los escritos, en Mesopotamia se tomaba una especie de harina preparada con cereales triturados. Tiempo después, la cultura griega añadió especies y la elaboración fue evolucionando hasta que en la Revolución Industrial. En esta fecha fue cuando gracias a las nuevas maquinarias comenzó a utilizarse preservantes artificiales para hacer mayor cantidad de pan. La mortalidad se había reducido considerablemente en la población mundial y era necesario hacer mayor cantidad de pan para hacer frente al crecimiento demográfico.

Principales diferencias entre el pan artesanal y el pan industrial

Desde sus inicios, La Colegiala ha mantenido su buen hacer cómo obrador desde el día que se inauguró, apostando siempre por un pan artesanal elaborado con harinas de alta calidad y fabricado en pequeñas cantidades para adaptarse a los clientes, frente a un pan industrializado elaborado en masa. Estas son las diferencias más importantes del pan natural y el pan industrializado:
  1. El proceso de elaboración del pan artesanal es prácticamente manual. Se basa en técnicas artesanales ancestrales que respetan el “tiempo de reposo” de las masas. De esta forma se conserva a la perfección el aroma y la textura de los panes.
  2. El pan artesanal se elabora con harinas de alta calidad e ingredientes naturales. La elaboración de la masa madre 100% natural y artesana, sustituyen la necesidad de tener que utilizar otro tipo de levadura. Por esta razón, los panes artesanales de La Colegiala tienen una mayor duración que otro tipo de panes industriales. El sabor aportado por la elaboración artesanal junto con las harinas naturales, hacen un pan mucho más gustoso que los panes elaborados de forma industrializada por las panificadoras.
  3. Ni aditivos ni conservantes tienen cabida en el pan natural de La Colegiala. Esta es una de las principales razones por las que el pan artesanal tiene un proceso de elaboración tan largo y laborioso, más cercano a los panes que se realizaban en el antiguo Egipto que los elaborados en la época industrial.
  4. El tiempo de reposo mencionado anteriormente, es el espacio de tiempo que varía según el tipo de producto a elaborar para que la masa cruda tenga una fermentación correcta antes de su cocción. Respetar este tiempo de reposo es fundamental en la elaboración del pan artesanal y es básico en la cocción de todos los productos de La Colegiala.

Pan artesanal cortado

Comer pan artesanal no tiene precio

Tal y como podemos ver en este artículo sobre la masa madre ingrediente clave en el pan artesanal, es normal que entre el trabajo que lleva la elaboración del pan natural junto con los ingredientes de alta calidad, el precio de los productos elaborados de forma artesanal sea mayor que los fabricados de forma industrializada. Si lo comparamos con cualquier tipo de producto, no es lo mismo tomar una pizza hecha en un horno con la masa elaborado en el mismo momento que la pides, a las pizzas que aparecen en los supermercados cuya fecha de caducidad puede sobrepasar los tres meses. Seamos sinceros y valoremos lo que comemos. Al fin y al cambo como bien se dice:
“somos lo que comemos”
Es normal que intentemos comparar los precios de ambos productos, pero no hay dudas de que el pan natural aporta muchos más nutrientes que el industrializado y además como bien sabemos sacia mucho más que el pan industrializado, por lo que necesitamos comprar menos cantidad. En definitiva, estamos ahorrando dinero comiendo sano.